Vitivinicultura

La primer bodega en recibir criptomonedas como forma de pago es del Este

Familia Morcos preparó todo un combo digital y aprovechó el envión de su nueva tienda virtual para sumarle a Bitcoin como moneda de cambio, un mix reforzado por la tecnología NFT (No Fungible Token), o activo no fungible (sin fecha de vencimiento) una suerte de «certificado de autenticidad» para un bien comercializado vía virtual que lo convierte en único, como puede ser una partida limitada de vinos.

«Veníamos analizándo desde fines del año pasado con mi hijo Matías (enólogo responsable y cuarta generación familiar) la posibilidad de lanzar una tienda online con la característica de recibir criptomonedas para nuestros vinos, sin límite de volumen ni de precio, de la mano de consumidores millenials, conocedores y usuarios avezados de Bitcoin. El concepto es tratar de adaptar a la vitivinicultura a las nuevas formas de consumo y comercialización», cuenta su propietario, Sharbel Morcos.

Además firmaron un convenio con autotransportes Andesmar, para asegurar, por el mismo precio pagado por el cliente en una compra a través de la tienda, la entrega puerta a puerta de los envíos a cualquier punto del país, «sea una caja, diez o un pallet completo de cualquiera de las líneas que están bajo el paragüas de Morcos Wines», aclaran.

Actualmente, la firma que se remonta a 1960 cuenta con 180 hectáreas de viñedos propios entre San Martín y Maipú, y dos bodegas en la zona Este. Una de 10 millones de litros en el distrito Montecaseros, la matriz de buena parte de los ejemplares de la variedad Criolla tanto fraccionados como a granel, y otra de 1,5 millón en Barriales (Junín), destinada a varietales de alta gama de la región y también del Valle de Uco.

Fuente: Sitio Andino

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba