PaísÚltimo momento

CÁMARA DE DIPUTADOS: media sanción al proyecto sobre renegociación de la deuda

Hubo 224 votos positivos, 2 negativos y una abstención. El Frente de Todos también busca debatir el proyecto de Consenso Fiscal.

Por amplia mayoría y con la ayuda de la oposición, el oficialismo consiguió hoy la media sanción al proyecto para reestructurar títulos de deuda pública externa, por lo que la escena se trasladará la semana que viene al Senado para la aprobación definitiva.

Tras un debate de poco más de cinco horas, en el que dominó la calma y la serenidad fruto del acuerdo que en la víspera habían tejido las dos fuerzas mayoritarias, se procedió a la votación que culminó con 224 votos positivos y sólo dos negativos.

Los rechazos, que evitaron la unanimidad del voto, partieron de los diputados del Frente de Izquierda Nicolás del Caño y Romina del Plá, reticentes a aceptar cualquier tipo de aval institucional que convalide el pago de una deuda que consideran «ilegítima» e «ilegal».

A cambio de contribuir al quórum y entregar los votos que le permitirían al Gobierno exhibir un mensaje de mayor fortaleza de cara a las negociaciones con los bonistas, Juntos por el Cambio negoció con el oficialismo la aprobación posterior de un proyecto de resolución para que se aborde la problemática de las deudas que las provincias tienen con el Estado nacional.

Fue la primera sesión del año, en período extraordinario, y la primera vez que la Cámara baja se dio cita en enero desde el verano del 2002, en medio de la severa crisis tras la salida de la Convertibilidad.

«Que estemos sesionando un 29 de enero marca el pulso de la gravedad de la crisis, algo que no sucedía desde el 2002», puntualizó al respecto la diputada del Frente de Todos y presidenta de la comisión de Finanzas, Fernanda Vallejos.

Por su parte, el titular de Presupuesto y Hacienda, Carlos Heller, contestó las críticas opositoras sobre la supuesta inutilidad de conferirle un marco legal a una delegación de facultades y prórroga de jurisdicciones en tribunales extranjeros que el Gobierno podría fácilmente resolver por decreto.

«No hay una necesidad legal, pero la capacidad negociadora que tendrá el Poder Ejecutivo en cabeza del Ministro de Economía es distinta si esa gestión se hace en el marco de una decisión del Poder Ejecutivo o si se hace con el apoyo del arco político que empodera a ese funcionario para que defienda los intereses del país. Ese es el sentido de lo que hoy estamos discutiendo», enmarcó el economista del Frente de Todos.

En el cierre, el jefe de la bancada del Frente de Todos, Máximo Kirchner, agradeció el acompañamiento en el voto de la oposición y dijo que lo que tiene que hacer Argentina y sus representantes en la negociación con los acreedores es bregar para que «los números cierren con la gente adentro».

Fuente: 26 Diario.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba